Articles - Esports

UN CAMPEONATO DE EUROPA QUE PUDO SER Y NO FUE

UN CAMPEONATO DE EUROPA QUE PUDO SER Y NO FUE

Revista Remo, Revista oficial de la Federación Española de Remo
núm.99, julio-agosto 2010

En el mes de septiembre de 1969, el Club Natación Banyoles tenía que ser el anfitrión del Campeonato de Europa de Remo, pero al final no pudo ser ... Todo empezó a mediados de 1967, cuando directivos de la Federación Española se desplazaron a Suiza para entregar personalmente a Tommy Keller, Presidente de la Federación Internacional, la candidatura de España, para celebrar en Banyoles el Campeonato de Europa de Remo del año 1969. Desde este momento se ponía en marcha toda una serie de actuaciones encaminadas a que la ciudad del Lago no defraudara las expectativas puestas en ella.

Días después, Keller se desplazaba a Banyoles para poder estudiar la situación y reunirse con los diferentes responsables deportivos implicados en el asunto. A aquella reunión, celebrada el 21 de agosto en las instalaciones del Club Natació Banyoles, asistieron Juan Antonio Samaranch (Delegado Nacional de Deportes), Mariano Cugueró (Presidente de la Federación Española de Remo), David Moner (Presidente de la Federación Catalana de Remo), Francisco Platon (representante en Catalunya del Delegado Nacional de Deportes), así como varios representantes municipales y directivos del Club, encabezados por su presidente Jordi Gimferrer.

Después de visitar las instalaciones del Club y dar una vuelta por el lago, la opinión de Keller fue favorable y así lo manifestó diciendo que defendería la candidatura de Banyoles en el próximo congreso que se tenía que celebrar en la ciudad francesa de Vichy. Fue esta una decisión apoyada por el mismo Samaranch que, en el momento de despedirse, le dijo a Keller " ... no tenga usted miedo, que si estos Campeonatos nos son adjudicados, todo lo que sea preciso se hará y todo estará preparado con el tiempo necesario..."

Con la mirada puesta en el congreso de Vichy, la Delegacion Nacional de Educacion Fisica y Deportes, editó un librito titulado "Bañolas desire organiser le Championnat de Europe de Aviron 1969" en cuatro idiomas (francés, inglés, alemán e italiano), donde después de unas palabras de presentación del presidente de la FER, Mariano Cugueró, se pasaba a hacer un repaso de las instalaciones que ofrecería Banyoles para este acontecimiento: campo de regatas con sistema Albano de seis calles y pontones móviles para fijar las embarcaciones, torres de starter y alineador, torre de llegada, tribuna de prensa, tribuna oficial, tribuna para el público, circuito cerrado de TV, parque de botes, 6 pontones de embarque y desembarque (que permitiría que simultáneamente 6 embarcaciones pudieran entrar o salir del agua), zona de descanso para los deportistas (con radio y TV), enfermería, etc. Además mencionaba que la organización pondría a disposición de cada equipo un autocar por hacer las excursiones que quisieran y acababa diciendo que, como acto de clausura, se llevaría a cabo una Cena de Gala en el Castillo de Perelada.

Llegados al mes de septiembre, una delegación municipal junto con miembros del Club, se desplazó a Vichy donde les esperaban los Presidentes de las Federaciones Española y Catalana. El día antes del Congreso, y como acto de presentación, la delegación española ofreció una cena a todas las delegaciones. Al día siguiente se concedía en Banyoles el 55 Campeonato de Europa de Remo. El día 6, los representantes del ayuntamiento y del club, junto con el Presidente de la Federación Catalana, serían recibidos por el alcalde accidental de Vichy; a continuación se visitaron todas las instalaciones y por la tarde asistieron al acto de inauguración donde la delegación española ocupó un lugar de honor en la tribuna, junto al alcalde de la ciudad anfitriona. Por último, el día 7, la delegación española ofreció una comida fría a todas las federaciones.

A la vuelta se redactó todo un informe, donde se hacían unas reflexiones sobre lo que había de tener en cuenta, entre ellas, prever unos alojamientos de primera categoría por los directivos, así como alojamiento para los remeros y para los equipos femeninos "... casi todos de Países del Este ..."; también comenta que hacía falta prever un buen aparcamiento y lugar para ubicar la gran cantidad de periodistas y medios de comunicación que estaba previsto que vinieran a cubrir el acontecimiento. Por último hacía referencia a la reunión mantenida el mes anterior con Samaranch, donde éste indicaba la conveniencia de levantar un Parador Nacional de Turismo en Banyoles, que tendría que estar operativo para los campeonatos, así como "... adecentar las orillas, modificación y adaptación de los puntos de salida y llegada, carreteras del Lago y accesos a Banyoles,..." y recordaba que la Federación Española se hacía cargo de todo los gastos relativos a las instalaciones. Una afirmación no del todo correcta, pues al igual que en la actualidad, las subvenciones vienen directamente del Estado, que es quien destina el dinero para las inversiones, por medio de la federación de turno, y éste es el motivo por el cual el 6 de noviembre, el diario Los Sitios afirmaba por boca del Presidente de la Federación Catalana, que la Delegación Nacional de Deportes había aprobado un presupuesto de siete millones de pesetas para obras de acondicionamiento del estanque, y que se esperaba que se aprobaran otros siete para los trabajos de organización.

Todo y las buenas intenciones, éstas eran insuficientes, y así lo manifestaba un periodista hablando de las carencias estructurales de la ciudad: la carretera de circunvalación del Lago no estaba asfaltada en su totalidad y la que venía de Girona, en los últimos tres o cuatro kilómetros antes de llegar a Banyoles "... puede catalogarse como la peor ruta de la categoría en toda la provincia ..." Y no sólo las carencias eran a nivel estructural, sino que también había que pensar en las comunicaciones "... una mayor agilidad en los servicios de teléfonos, telégrafos y correos ... y hay que pensar instalaciones de télex y teletipos ... " por lo cual acababa diciendo "... dos años no es tiempo sobrado para poner al día todas estas instalaciones".

El caso es que, al final, sus palabras fueron premonitorias y el 3 de julio de 1968 Los Sitios publicaba la siguiente noticia: "España ha comunicado a la sede de la Federación Internacional de Remo que no está en disposición de organizar los Campeonatos Europeos".

Habría que esperar más de 15 años para que el sueño se hiciera realidad y se pudiera organizar un campeonato internacional: el Match de Seniors de 1985.

Aunque ... ¿cuál fue la verdadera causa de la renuncia? Hay quien dice que influyó la falta de coordinación entre el Club organizador y el Ayuntamiento. Otra posible causa fue la devaluación que sufrió la peseta en aquella época. Y una tercera, los pobres resultados que la Federación Española obtuvo a Vichy.

Al final, el campeonato se concedió a Polonia, pero al ser un país de la Europa del Este, España no participó.

Bookmark and Share